Advertencia

Este sitio contiene imágenes explícitas que pueden herir su sensibilidad

Informes

El alimento inofensivo que es una toxina para tu bebé

Muchas madres desconocen lo que puede ocasionar este alimento en la salud de sus hijos.

Mundo Violento
Por Mundo Violento
  • Cuida la alimentación de tus bebés

    Cuida la alimentación de tus bebés

Puede parecer inofensiva por ser un producto natural, pero está en la lista de alimentos prohibidos para los lactantes, la miel de abeja o de caña es dulce pero muy peligrosa en los bebés.

Evita añadirla en las papillas, frutas o bebidas, ni siquiera en el chupete o darle un poquito para aliviar la tos ya que la miel representa un riesgo alimenticio.

 

Loading...

 

¿Por qué es peligrosa?

La Asociación Americana de Pediatría y el Instituto Nacional de la Salud en EEUU recomiendan no dar miel de abeja ni de caña ni sus derivados por el riesgo de botulismo, una enfermedad de poca prevalencia, pero potencialmente fatal.

En ese país se dan 110 casos al año, algunos relacionados con el consumo de miel antes del primer año de vida.

La miel puede contener esporas de una bacteria llamada Clostridium botulinum que llegan al intestino del bebé y liberan una toxina que paraliza los músculos.

En niños mayores y adultos es inofensiva pues contenemos microorganismos que lo impiden, pero en el inmaduro intestino del bebé la oportunista bacteria puede alojarse y desencadenar la enfermedad.

Lo que ocasiona la miel 

Los síntomas del botulismo son párpados caídos, dificultad para succionar y deglutir, debilidad muscular, constipación, llanto débil y tono muscular deficiente y dificultad para respirar.

Además del riesgo de botulismo, la miel es un alimento con alto contenido en azúcar que no es saludable para un bebé y predispone a la aparición de caries y a la obesidad a largo plazo.

En el caso de los cereales preparados que contienen miel, se supone que está tratada a altas temperaturas y por tanto las esporas quedan eliminadas, pero tampoco es un alimento imprescindible, por tanto para mayor seguridad se puede esperar a que el bebé cumpla el año para ofrecerlas.

Todos estos síntomas se deben a la parálisis muscular provocada por la toxina botulínica. Si no es tratada, se produce parálisis en los brazos, piernas y músculos respiratorios.

Recuerde que la miel es segura para los bebés mayores de 1 año o de ser posible 2, y ante cualquier duda, consulte a su pediatra.

Recomendaciones

-Nunca le de miel ni jarabe de maíz a los menores de 1 año.

-Si es posible, prevenga el botulismo infantil alimentadolo con leche materna

-O si necesita comprar leche enlatada, verifique que no tenga abultamientos o mal olor.

 

 

Con información de: Bebés y mas

ESTO TE PUEDE INTERESAR: 

 

Comentarios

Loading...